El Café Astronauta que cuesta 50 dólares cada taza

, 5 de febrero de 2018

¿Cuánto serías capaz de pagar por una taza de café realmente especial? Ya vimos que un espresso de café Geisha, el más caro del mundo, te puede salir por unos 50 euros, pero ahora es el llamado Café Astronauta el dispuesto a ganarse el corazón (y la cartera) de los cafeteros que buscan probar cosas nuevas.


Un café que ha viajado por el espacio

Que su creador haya bautizado a este café como “Astronauta” no es casual: literalmente este café ha sido enviado al espacio. Es la última idea de Ockhyeon Byeon, un joven barista coreano que está revolucionando el panorama cafetero de Nueva York con sus innovadoras propuestas.

Propietario de la pequeña cafetería Round K, Byeon ya ganó notoriedad en las redes con su café Matte Latte Black, un vistoso latte negro como el carbón preparado con ceniza de coco. Otro de los cafés míticos de su cambiante menú es el capuccino con yema de huevo, muy cremoso y de sabor algo peculiar.

Byeon se declara muy interesado en experimentar con los procesos químicos del café, y el nuevo Astronauta es el resultado de su último proyecto. Lo que hace es enviar 500 g de café en grano hasta la mesosfera, a unos 48 kilómetros de altura, dentro de un globo atmosférico especial.

Gracias a la localización por GPS recoge el globo unas cinco horas más tarde, obteniendo un café congelado por los efectos de la presión atmosférica. Con ellos prepara un café especial mediante la técnica del “pour-over” o café vertido y filtrado. Y cobra 50 dólares por una taza.

Quienes lo han probado admiten que es un café delicado, con muchos matices aromáticos, pero no destaca mucho más que un café normal preparado con el mismo sistema. Sin duda, una excentricidad más que es poco probable que tenga futuro en el mercado, pero que los más modernos querrán probar al menos una vez para presumir en las redes.

Más información | Round K

En Mi Mundo Philips | Por qué una cafetera automática sigue siendo la preferida de muchos baristas

En Mi Mundo Philips | El café es gasolina y no solo para ti: también para los buses de Londres

Deja tu comentario

Al dejar tu comentario aceptas las políticas de uso y de privacidad de Disqus.