Café y citas románticas: un clásico del cine en 7 escenas, y cuál es el mejor para acompañarlas

, 10 de septiembre de 2015

grease-sandy-danny-frosty-palace

Hoy le vamos a dedicar el artículo al amor y al café. Cuando vas a tener una primera cita con alguien, invitarle a tomar un café puede ser un buen comienzo. Una cafetería es un lugar neutro, agradable, en el que se puede charlar relajadamente, y no tienes por qué hacer prolongar la cita más tiempo del que sea preciso. Y en el cine utilizan muchas veces el recurso de la cafetería para las citas románticas. Estas 7 escenas son algunas de las que más nos gustan.

50 primeras citas

Un chico conoce a una chica en una cafetería e intenta por todos los medios ligar con ella. Día tras día. El problema es que la chica tiene una enfermedad neurológica causada por un accidente de tráfico y no recuerda nada del día anterior. Así que el chico, Adam Sandler, tiene que idear todo tipo de estrategias para conseguir conquistar a la chica, Drew Barrymore, cada día partiendo de cero. De ahí el título, 50 primeras citas. Como la película transcurre en Hawaii, elegimos un café fresco ideal para el calor.

Tienes un email

Esta película es un clásico, con dos grandes reyes de las comedias románticas, Meg Ryan y Tom Hanks, antes de que las operaciones de cirugía estética destrozaran la cara a una mujer tan simpática. Como muchas películas del género, los protagonistas se empiezan odiando hasta que acaban totalmente enamorados, esta vez, gracias al email, mucho antes de que existiera algo tan inmediato como Whatsapp o Tinder. A Meg Ryan le pega tomar un café descafeinado con mucha crema y repleto de toppings como chocolate, vainilla o canela.

Antes del amanecer

Dos extraños se conocen en un tren y se enamoran. Hablan sobre la vida, sobre el amor, recorren las bonitas calles de Viena, toman café, pero todo antes del amanecer, cuando ambos deben partir cada uno por su lado, siguiendo su camino. Es una película de culto de 1995 que tuvo una segunda y tercera parte Antes del atardecer (2004) y Antes del anochecer (2013) en las que se desarrolla la historia una vez pasados los años. Por supuesto, en Viena, los protagonistas de la película seguro que disfrutaron de un cremoso café vienés o melange.

Expiación

Un reencuentro de dos antiguos amantes en plena Segunda Guerra Mundial en una cafetería londinense. No quiero contar demasiado para no estropear la película, pero merece la pena verla. Esta es una escena preciosa. En tiempos tan duros, seguro que añadían al café algo más fuerte como algo de whisky para preparar el perfecto café irlandés.

atonement

 

Frankie & Johnny

Los protagonistas de esta película se conocen en la cafetería donde ambos trabajan. Ella (Michelle Pfeiffer) es camarera y él (Al Pacino) es cocinero. Mientras sirven cafés y preparan hamburguesas y patatas fritas, se enamoran. Pero el amor no siempre es fácil. En una cafetería de Estados Unidos el café más típico es el café americano con cafetera de goteo, un café suave que te permite repetir café. Frankie servía muchos cafés americanos en la película.

Nothing Hill

Es una manera de conocerse como cualquier otra. En lugar de invitar a la chica a un café, Hugh Grant, quien siempre asume el papel de torpe en todas sus películas, tira su café encima de una famosa actriz de Hollywood, interpretada por Julia Roberts, en el elegante barrio londinense de Nothing Hill. Alguien tan glamuroso como estos dos actores sólo pueden tomar un café capuchino, ¿no creéis?

Grease

Aunque no toman café, la cafetería de Grease es el sitio donde Sandy y Danny pasan las horas muertas, como muchos adolescentes. La intimidad en su primera cita se termina pronto cuando el resto de la cuadrilla aparece en la cafetería en la que están a todas horas. Para una pareja tan dulce como la formada por estos dos, recomendamos un café Bicerin Torinese con nata y chocolate.

Si hay suerte y la primera cita sale perfecta, y hay química entre la pareja, quién sabe la siguiente cita quizás le puedas invitar a tomar un café recién hecho en casa con una Cafetera Senseo Latte Duo que prepara café para los dos simultáneamente.

En Mi Mundo Philips | ¡Qué bien sabe un café en cualquier sitio! En los lugares más insólitos, también

Deja tu comentario

Al dejar tu comentario aceptas las políticas de uso y de privacidad de Disqus.