Hemos probado la Cafetera espresso Philips Serie 3000: tu café al punto todos los días

, 13 de junio de 2016

 

Cafetera espresso

Hay muchas maneras diferentes de preparar el café, dependiendo de los gustos de cada uno y de lo que nos apetece en distintos momentos del día. Pero ya sea con un espresso, un capuccino o un café largo, a todos nos gusta disfrutar de una buena taza de café recién hecho de calidad, y por eso la Cafetera espresso Philips súper automática Serie 3000 es perfecta para cualquier hogar. Con un diseño compacto y práctico, esta cafetera encaja en cualquier rincón y nos permite obtener nuestro café favorito en apenas unos segundos, con opciones para todos los gustos.

¿Cómo es la Cafetera espresso Philips Serie 3000? Especificaciones técnicas

 Cafetera espresso Philips

Si te estás planteando invertir en una buena cafetera superautomática para tu casa pero no dispones de mucho espacio en la cocina, la Philips Serie 3000 puede ser tu elección perfecta. Esta cafetera presenta un diseño muy compacto pensado para encontrar fácilmente su hueco sin que tengamos que estar continuamente moviéndola para manejarla. En este sentido, destaca el fácil acceso a todos los depósitos, con unos contenedores de agua y café en la parte superior de gran capacidad. Por eso es ideal para familias ajetreadas de muy cafeteros, ya que no tenemos que estar rellenando los recipientes tan a menudo aunque preparemos muchos cafés cada día.

Este modelo presenta en la cara frontal todos los botones y accesorios de funcionamiento, con pilotos de luces que indican los diferentes estados de la máquina según la fase de preparación del café. Con apenas pulsar un par de botones ya podemos tener nuestro café favorito listo en muy poco tiempo, pues la cafetera se calienta rápidamente y tiene tres botones diferentes según el tipo de bebida que queramos preparar: espresso, capuccino y café más largo.

 Cafetera espresso Philips

La parte central de la máquina está dominada por las boquillas dispensadoras de café y agua, situadas sobre la rejilla de la bandeja de goteo. Esta cafetera permite ajustar la altura de la boquilla de salida de café para adaptarse al tamaño de la taza, según nos guste un café más corto o más largo. A un lado se puede colocar el espumador de leche  automático para preparar capuccinos, al que deberemos acoplar el tubo de succión conectado a la jarra de leche. Los amantes de cafés estilo americano o de grandes capuccinos no tendrán problemas para encajar sus tazas más grandes estilo mug, en esta cafetera cabe de todo.

La bandeja de agua, el depósito de los posos de café y el sistema de preparación de la cafetera se extraen con facilidad por la parte frontal para poder limpiarlos de forma cómoda. Además, la propia máquina nos avisa cuando hace falta vaciar el depósito o rellenar los contenedores de agua y café en grano. En cuanto al molido del café, la Philips Serie 3000 dispone de un molinillo cerámico que garantiza la máxima frescura en cada taza, y se puede ajustar el grado de la molienda al gusto del paladar de cada miembro de la familia.

Poniendo en marcha nuestra cafetera

 Cafetera espresso Philips

Uno de los aspectos en los que más destaca esta cafetera espresso es lo fácil y rápido que resulta disponer de un café recién hecho a nuestro gusto en apenas unos instantes. Su instalación no requiere más complicaciones que encontrarle un hueco y conectar el cable de la corriente, ya que una vez encendida y puesta en marcha la máquina se calienta con gran velocidad. Únicamente hay que dedicar un momento a realizar un ciclo de enjuagado en el que la máquina prepara un café que hay que desechar, para poner en marcha el circuito interno.

Con los depósitos de agua y café en grano llenos, solo debemos elegir qué tipo de café queremos preparar. La cafetera dispone de tres variedades automáticas con cantidades prefijadas según las medidas más habituales:

  • Espresso, un café corto con mucho cuerpo y crema densa, 40 ml.
  • Capuccino: 1/3 de expreso, 1/3 de leche caliente y 1/3 de espuma de leche servido en taza grande.
  • Café: unos 120 ml de café más largo con crema.
  • Además se puede preparar leche caliente con espuma.
 Cafetera espresso Philips

Estas medidas se pueden personalizar al gusto personal y dejarlas prefijadas para que la máquina las recuerde en el futuro, pudiendo aumentar la capacidad de cada café hasta los 230 ml por taza. Otra ventaja es que podemos pulsar el botón de Aroma Plus si nos gusta un café mucho más intenso, y también tenemos la opción de preparar dos cafés al mismo tiempo, situando un par de tazas bajo los dos orificios de salida de la boquilla de café.

Para degustar un café capuccino podemos usar cualquier tipo de leche, incluso una bebida vegetal, y usar los accesorios incluidos según se indica en las instrucciones. Además tenemos la opción de guardar la leche que nos sobre en la nevera sin problemas, puesto que la jarra dispone de tapa hermética y se puede transportar sin problemas.

Limpieza y cuidado

 Cafetera espresso Philips

Para garantizar que nuestra cafetera se mantenga nueva como el primer día solo tenemos que llevar a cabo unos pequeños pasos básicos de limpieza. Así nos aseguraremos de poder disfrutar siempre de café recién hecho de la mejor calidad, con todo su aroma y sin impurezas. La propia máquina limpia los conductos internos de forma automática expulsando agua al encenderse y apagarse, y además podemos limpiar el sistema de leche expulsando de forma manual agua caliente.

La bandeja de goteo es conveniente vaciarla cada día, aunque el indicador nos avisará cuando es necesario hacerlo al sobresalir cuando está demasiado lleno. El depósito de posos de café debe vaciarse con la cafetera encendida, para reiniciar el contador que dispone la máquina mediante el cual nos avisa cuando ha llegado al máximo recomendado de su capacidad. Si somos muchos en casa o muy cafeteros, mejor hacerlo cada jornada. Además, el mecanismo interno de preparación de café se puede extraer con facilidad para su limpieza simplemente con agua tibia y un paño.

Mi experiencia personal en casa

 Cafetera espresso Philips

Después de un tiempo probando en casa el funcionamiento de esta cafetera solo puedo remarcar lo fácil que es poder disfrutar de un delicioso café en cualquier momento en que nos apetezca. Me encanta su diseño compacto y elegante, el poco tiempo que necesitas esperar para tener tu taza lista y lo práctico que es poder elegir entre tres variedades de café pulsando un botón, de forma totalmente automática y rápida.

La Cafetera Philips espresso Serie 3000 es perfecta para cualquier apasionado del café, y aún más para los sibaritas que exigen ese punto extra de calidad en su taza. Es realmente cómodo poder ajustar el punto de molido y la intensidad de la infusión de los granos, son detalles que marcan la diferencia y que un verdadero cafetero sabe apreciar. Conseguir tu café perfecto con todos los detalles medidos al milímetro con tan solo pulsar un botón nunca había sido tan fácil.

En Mi Mundo Philips | Comprobado, la Cafetera espresso Philips Serie 2100 es la pareja ideal para los amantes del café

En Mi Mundo Philips | Análisis de la cafetera automática expreso Saeco Minuto. Cómo preparar un café espresso de calidad en nuestra casa

Deja tu comentario

Al dejar tu comentario aceptas las políticas de uso y de privacidad de Disqus.