Claves para vestir como un auténtico ejecutivo

, 5 de septiembre de 2012

Gerard Piqué vestido con un traje de HE, ejemplo del ejecutivo actual

¿Sabes que el mensaje que transmites a través de tu imagen exterior es casi del 90% de la primera impresión que causas? Por más que te hayas graduado en Harvard o te acabes de sacar un IESE, la forma en la que te presentas en tus reuniones y entrevistas es casi el total de la imagen que van a percibir de ti. Cuando la primera impresión es mala, casi seguro que la persona con quien estés tratando perciba una imagen muy erronea sobre lo que realmente eres. Así que toma nota de estos consejos para ser (o aparentar) un súper ejecutivo de éxito.

En la combinación está la clave

Ahora el ejecutivo moderno ya no viste los trajes clásicos así como así, es muy fácil ir a un sastre, que te haga un traje a medida, ponerte una camisa a juego y una corbata que no destaque demasiado. La clave del “bussinesman de hoy es el saber combinar prendas clásicas con otras más modernas. En la combinación y buena unión de ambos, conseguirás un aspecto masculino y versátil que te permitirá reunirte con tus amigos en un afterwork tras una dura jornada laboral.

El sastre, la pieza que no puede faltar

El traje sastre es esa prenda de la que un ejecutivo NO puede prescindir, es un must have en todo armario masculino si se quiere llegar a ser alguien en el mundo de los negocios. Hay tiendas en las que se pueden conseguir auténticas maravillas a precios muy asequibles, creo que no hace falta mencionar al gran imperio a quien me refiero. Aunque,  un buen traje será una buena inversión y casi será mejor tener uno bueno que tres baratos.

Cómo llevar el sastre

Los puños de la camisa tienen que asomar unos dos dedos desde las mangas del traje.

La tendencia es que tanto la camisa como el traje sean cada vez más entallados, ojo, pues entallado no significa embutido. Hay que respirar y poder sentarse con comidad, piensa que tendrás que aguantar largas horas de reuniones, comidas por medio.

Escoge una corbata que no sea gruesa, con estampados y colores originales. Original no es llevar una corbata del Mickey Mouse. Creo que con esto lo digo todo.

El cuello de la camisa debe verse por completo, cuando la solapa del traje cubre el cuello de la camisa da la sensación de que vamos encogidos, por tanto, inseguros.

Y ahora el típico error en cómo llevar un traje: el largo del pantalón. Éste jamás debe arrugarse y debe tapar el zapato justo por arriba, dejando que se vea entero.

¿Quieres atreverte con un look ejecutivo moderno pero sin pasarte?

Combina el look con unos jeans

Combina la chaqueta del traje con unos jeans y unos zapatos informales. Con este look deberás olvidarte de las corbatas, desabrochando el primer botón de la camisa. Los jeans deben ser oscuros (a no ser que vivas en Miami o Marbella) y los zapatos pueden ser mocasines informales.

Otra prenda clave en el look del ejecutivo: la camisa

Una camisa puede hacer que el look completo sea un éxito total o todo lo contrario. Cada vez son más tendencia las camisas con diseños a cuadros o rayas, con colores y estampados fáciles de combinar y que te pueden servir para muchos estilos a parte del de ejecutivo.

Lo más importante que debes saber para lucir la camisa es que ésta esté bien planchada. Por más que tu traje te haya costado una cifra superior a los tres dígitos, si tu camisa no está bien lavada y planchada, ya puedes dar media vuelta y buscarte otra camisa porque estás perdido.

Si no quieres que esto te ocurra, anota los consejos que te damos a continuación para un planchado impecable en tus camisas con la ayuda de la Plancha Philips Azur Ionic DeepSteam :

Prepara tu zona de planchado, es importante que utilices una tabla de planchar y tengas agua destilada a mano con el depósito de la plancha lleno.

Desata todos los botones.

Humedece la prenda utilizando el vapor de la plancha, gracias al supervapor de 200 g, conseguirás eliminar las arrugas más rebeldes. Además, no debes sufrir por si la plancha gotea, la Plancha Philips Azur de Philips Ionic DeepSteam tiene un sistema antigoteo que mantendrá la camisa impecable.

Empieza planchando el cuello de la camisa: estira la camisa de forma que quede lisa sobre la tabla de planchado, la parte exterior de la camisa primero.

Utiliza la Punta Activa de la plancha para esta zona, los puños y entre los botones. La Punta Activa combina una parte delantera de la suela especialmente puntuaguda, con ranuras de vapor especiales para llegar a estas zonas pequeñas que suelen ser tan difíciles de planchar. Los resultados son excepcionales y con muy poco esfuerzo tendrás un cuello impecable.

Extiende las mangas para que queden planas sobre la tabla de planchado. Si tienes tabla especial para mangas (una especie de mini tabla de planchar que suele salir de los laterales de la tabla), utilízalo para mayor precisión. Plancha la manga empezando por la parte abierta hasta llegar al hombro. No llegues hasta el pliegue del hombro, debes girar la manga para hacer el otro lado. Procede con la otra manga de la misma forma.

Ahora posiciona la camisa para que los hombros queden en el borde de la tabla y plancha ambos hombros.
Para planchar el cuerpo de la camisa, empieza por la parte abierta, introduciendo la Punta Activa entre los botones.

Recuerda utilizar el vapor continuamente para que la camisa permanezca húmeda.

Continúa planchando la parte de atrás de la camisa.

No dobles la camisa cuando hayas terminado de plancharla, cuélgala de una percha con el botón del cuello abrochado.

Fotos Gerard Piqué para HE Vía | Trendendias Hombre
En Mi Mundo Philips | Cortes de pelo para lucir este verano: hazlo tú mismoTrucos para triunfar en una fiesta de blanco ibicenca

Deja tu comentario

Al dejar tu comentario aceptas las políticas de uso y de privacidad de Disqus.