Cómo cuidar tu piel a través de la alimentación

, 13 de noviembre de 2017

Si pensabas que las cremas eran las únicas encargadas de cuidar tu piel para que luzca tersa y radiante, estás muy equivocado. La limpieza facial y los cosméticos hidratantes ayudan a tener una piel sin imperfecciones y cuidada por fuera, pero… ¿estás cuidando tu cutis desde dentro? Muy atento, porque es más fácil y práctico de lo que crees. ¡Así es como puedes hacerlo!

Seguro que no te pilla de sorpresa que alguien venga y te diga que beber agua es muy importante. ¡Es así! Pero lo cierto es que no vale con hacerlo solo cuando tengas sed. Beber al menos dos litros de agua al día no solo hará que te sientas hidratado, sino que contribuirá a que tu piel luzca bonita y no presente un aspecto seco y apagado. Tomarte algún que otro también le vendrá muy bien a tu cutis por los antioxidantes que te aportará esta bebida.

Si lo que bebes influye en el estado de tu piel, ya te puedes imaginar que lo que comes, también. Aunque no lo creas, tu dieta puede determinar que tengas más o menos arrugas. El lipoceno que contienen las frutas de tonos rojos como son las manzanas, las cerezas o las fresas contribuye a a la secreción de colágeno, una proteína responsable de que la piel mantenga su elasticidad y las arrugas no sean las protagonistas.

No podemos olvidarnos de la vitamina C, otra famosa aliada que ayuda a producir colágeno y a que la circulación de sangre hacia la piel funcione mejor. Encontramos este nutriente en frutas ricas en antioxidantes como son el kiwi, el pomelo, la piña o la naranja. No, no hace falta que te tomes el zumo o el smoothie corriendo, que no se le van las vitaminas y tu piel va a estar radiante aunque te lo bebas tranquilamente.

Sigue haciendo la lista de la compra para estar guapo… apunta, apunta. En tus comidas o cenas optar por el pavo no solo es bueno para que tus músculos crezcan y por fin te pongas cachas, sino que también resulta beneficioso para tu piel. Este alimento contiene un aminoácido llamado carnosina que combate las arrugas y aporta elasticidad a tu cutis. Como contiene zinc, el pavo también ayuda a la regeneración de las células a través de la producción de colágeno y elastina.

¿Eres más de pescado? Estás de enhorabuena, ya que por la cantidad de Omega 3 que hay en especies como el salmón, incluir este alimento en tu dieta es un acierto de cara a tener una piel bonita. Pero eso no es todo, y es que el postre también puede hacerte parecer más joven: el chocolate negro aporta antioxidantes y flavonoides que ayudan a que tu piel luzca más radiante. Ahora sí… ¡buen provecho y adiós arrugas!

En Mi Mundo Philips | Rojeces, escamas, sequedad… Cuida la piel de tu rostro ahora que viene el frío

Imágenes | Portada, iStock,com/erikreis; interior, iStock.com/jacoblund, iStock.com/Davizro

Deja tu comentario

Al dejar tu comentario aceptas las políticas de uso y de privacidad de Disqus.