Dónde tomar café en Lisboa y Oporto

, 20 de octubre de 2016

cafe-portugal-5

Portugal es un gran sitio para tomar café. Lo preparan estupendamente bien: un café espresso, corto, con espuma, con un buen aroma y sabor, lo suficientemente suave para poder ser saboreado sin azúcar ni leche, pero con el suficiente cuerpo como para disfrutar del sabor y de los diferentes matices. Pero si hay algo que puede acompañar a un café tan bueno, aparte de los pasteles de nata que están deliciosos, es tomarlo en una cafetería tradicional, con mucha historia y una bonita decoración. Hoy nos vamos de ruta turística por los cafés de Portugal.

Tradición de café en Portugal

En Portugal sienten verdadera pasión por el café. Lo puedes degustar de muchos tipos diferentes, pero siempre estará bueno, incluso aunque pidas un espresso, te lo servirán con su crema, tostado en su punto justo, y nunca será torrefacto. Allí el café tradicionalmente viene de Brasil, uno de los mayores productores de café del mundo, directo hasta tu taza (generalmente pequeña y alta).

Café A Brasileira en Lisboa

Inaugurado en 1905, el café A Brasileira es uno de los más antiguos de la capital portuguesa. Se encuentra en la zona de Chiado y se reconoce por la estatua del poeta y escritor Fernando Pessoa en la terraza. El lugar se encuentra abarrotado de turistas, pero merece la pena internarse en el barullo para tomar un café y degustar algunos de sus riquísimos pasteles rodeado de una decoración de madera.

pessoa-brasileira

En sus orígenes, se tomaba una bica gratis al comprar café en grano directamente venido de Brasil. Una bica es como llaman al café corto en Portugal. Su nombre, que se puede traducir como canalón, se dice que puede deberse a que en el Café A Brasileira había un cartel que indicaba “Beba isto com açúcar” (Beba esto con azúcar), para señalar que el café espresso era así naturalmente amargo, y las iniciales bica dieron nombre al café corto que se toma en el país vecino. El precio del café en A Brasileira es algo más caro que en otros cafés de la ciudad (1,50 euros), pero merece la pena parar a visitar el sitio y merendar allí.

cafe-portugal-3 cafe-portugal-4

Café Magestic en Oporto

En Oporto también hay una cafetería que aparece en todas las guías turísticas: el Café Magestic, un sofisticado lugar decorado en Art Nouveau. El sitio se encuentra en la calle peatonal de Santa Catarina, la calle comercial más concurrida de Oporto. Para entrar hay que esperar cola, y los precios son extremadamente caros. Eso sí, la elegancia de los camareros, la decoración con piano incluido, las bonitas lámparas que cuelgan del techo, hacen que merezca la pena tomar algo cuando no sea hora punta.

cafe-portugal-1

Los japoneses puede que hasta coman allí, aunque no es lo más recomendable por los precios. El café cuesta 3 euros y el café con leche 4.

cafe-portugal-2

Si visitas Portugal, tómate un café, la experiencia merecerá la pena aunque no estemos hablando de estos dos lugares.

En Mi Mundo Philips | Cómo se vive en Cuba la auténtica pasión por el café

Deja tu comentario

Al dejar tu comentario aceptas las políticas de uso y de privacidad de Disqus.