Los padres pasan el doble de tiempo con sus hijos ahora que en 1965

, 18 de diciembre de 2017

Según una encuesta realizada en 11 países ricos y publicada en The Economist, las madres y los padres pasan el doble de tiempo con sus hijos ahora que en 1965. Una buena noticia, ya que pasar tiempo en familia es muy importante para la educación y el desarrollo de los pequeños y para que los padres creemos vínculos con nuestros hijos.

En España es uno de los países donde más visible es la evolución. Mientras que en 1965 las madres pasaban unos 25 minutos al día con sus hijos, en 2012 la cifra llega casi a 150 minutos en el caso de las madres con estudios universitarios, y algo menos entre las que no tienen estudios superiores. Los padres también aumentan el tiempo disfrutado con los hijos. En 1965 su tiempo con ellos era prácticamente inexistente, mientras que ahora está por encima de una hora al día. Aunque las políticas de conciliación aún se nos quedan escasas respecto a países como Dinamarca o Suecia, vamos en el buen camino.

Muchas veces nos sentimos culpables por no pasar el suficiente tiempo con ellos, pero es importante buscar espacios para ello, y sobre todo, disfrutarlos, dejando de lado distractores como los móviles, las tablets o la televisión. Leer un cuento todas las noches, jugar con ellos los fines de semana, o hacer las cenas familiares juntos contándonos qué hemos hecho durante el día pueden ayudarnos a pasar tiempo con los niños todos los días. Solo hay que organizarse y distribuir bien el tiempo diario. Si no podemos estar mucho tiempo con ellos, al menos que sea tiempo de calidad, lleno de afecto, comunicación y atención.

Pasar más tiempo en familia tiene muchos beneficios tanto para los padres como para los hijos: mejora el clima familiar, incrementa los vínculos afectivos, fomenta el desarrollo de los hijos y aumenta la confianza y la autoestima de ellos. Los primeros años de nuestros hijos pasan más rápido de lo que parece y hay que buscar el tiempo como sea, aunque muchas veces lleguemos cansados del trabajo y solo nos apetezca descansar sin ruidos.

En Mi Mundo Philips | ¿Cómo pueden los papás ayudar en la lactancia?

Deja tu comentario

Al dejar tu comentario aceptas las políticas de uso y de privacidad de Disqus.