Propósito 2013: mantener la casa ordenada las 24 horas del día

, 8 de enero de 2013

Propósito de 2013, de 2012, de 2011, de hoy, de ayer, de todos los días de la vida de mucha gente, pero esta vez será la buena porque con las claves necesarias y un poco de fuerza de voluntad, todo se puede lograr.

Cómo conseguir mantener la casa ordenada, es algo que puede ser un poco complicado, sobre todo cuando una es madre, soltera, sin ayuda externa y con trabajo (hablo por mí misma).

O aprendes a vivir en un continuo desorden (es una opción) o te planteas una serie de pautas a respetar y que pueden funcionar.

Tareas diarias básicas

1. Hacer la cama. Aunque parezca una tontería, haz la cama solo levantarte, el efecto que tiene una cama hecha no tiene precio, ¡la habitación y tu casa parecerán hasta limpias!

2. Recoger la mesa en cuanto acabes de comer. Antes o después tendrás que hacerlo y mejor que no se acumulen los platos. Así que debemos mentalizarnos de recoger la mesa y fregar los platos y dejar la cocina reluciente después de cada comida. De esta forma será más fácil cocinar y dejar la cocina recogida cuando vuelvas a entrar.

3. Limpiar la cocina cada noche (es la mejor forma de empezar el día con la mente despejada y ordenada). Si lo haces por la noche (no te llevará más de 20 minutos), acabarás levantándote de mejor humor, prepararás un desayuno sin encontrarte restos de comida por el medio y con todos los platos y electrodomésticos limpios.

4. Mantener el orden de las habitaciones en cuanto dejes de estar en ellas.
Si vemos objetos por el suelo, mantas desordenadas, cojines mal colocados, antes de dejar la habitación en la que estamos debemos volver a colocarlos en su sitio, sino cada vez será da más pereza hacerlo.

5. Limpiar las manchas en cuanto se produzcan. Las manchas secas son mucho más difíciles de sacar y lo mismo que pasa con el orden de la habitación, si lo vamos dejando pasar, al final nos acostumbramos a ello y nos olvidamos de que están.

6. Barrer la cocina a diario.

7. Mantener los armarios ordenados. Lo primero que debemos hacer es tirar la ropa que no utilizamos, de esta forma liberaremos espacio para colocar la ropa limpia. Debemos ser realistas, hay prendas que quizá haga más de un año que no utilizas, tíralas, dónalas o haz trapos de ellas pero no las mantengas en el armario.

8. Establecer una rutina diaria de limpieza. Marcarte unas pautas por la mañana, otras al mediodía y otras por la tarde  noche. De esta forma no se nos acumulará todo al llegar del trabajo por la tarde.

9. Repasar el baño en cuanto vayas a asearte por las mañanas. Así la próxima vez que entres te lo encontrarás bien limpio.

En Mi Mundo Philips | ¿Quieres que tu hijo mantenga su habitación ordenada?Como organizar la colada en cinco pasosCinco tareas del hogar con las que sueles hacer la vista gorda

Deja tu comentario

Al dejar tu comentario aceptas las políticas de uso y de privacidad de Disqus.