¿Qué diferencia un zumo casero del zumo concentrado y el néctar de frutas?

, 17 de abril de 2018

zumo casero

Lo saludable es tendencia y cada vez es más confuso hacer la compra. El supermercado se ha llenado de bebidas de frutas, pero ¿sabes qué diferencia al auténtico zumo casero del concentro o del néctar? A continuación analizamos cada categoría para despejar todas las dudas.

Locura en el supermercado: no todos los zumos son iguales

Hoy podríamos rebautizar así la famosa canción, y es que cada vez hay más y más variedad de productos nuevos en cualquier superficie de alimentación. Muchas veces la decisión la tomamos por el aspecto del embalaje, más que por un conocimiento exacto de qué es lo que compramos.

zumo casero

 

Esto sucede también en el lineal de los zumos y bebidas de frutas, decenas de productos con muchos nombres diferentes y envases llamativos que pretenden vender una imagen de vida sana. ¿De verdad son todo “zumos”? Podríamos pensar que sí, per hay que dar la vuelta a botellas y bricks para leer detenidamente los ingredientes y la composición nutricional.

Hace pocos años la Unión Europea cambió la legislación para que todos los países cumplieran con unos mismos estándares en cuanto a la definición de cada bebida a base de frutas. En España se recoge en el Real Decreto 781/2013, ya vigente, y describe las características que debe cumplir cada producto.

zumo casero

Zumo de frutas

Son bebidas elaboradas a partir de frutas comestibles, frescas, congeladas o refrigeradas, no fermentadas. Pueden incorporar el aroma y la pulpa de la misma fruta obtenido aparte, y también pueden estar compuestos de varias especies distintas, teniendo que aparecen en el etiquetado en orden decreciente, e indicando el porcentaje.

Además pueden utilizarse frutas sometidas a tratamientos después de la cosecha, y se pueden aplicar tratamientos de pasteurización o esterilización para no tener que refrigerarlos. Pierden toda la fibra natural de la fruta.

Zumo a partir de concentrado

Es el obtenido después de reconstituir zumo de frutas concentrado, mezclándolo con agua. El zumo concentrado se elabora retirando el jugo por evaporación o por otros procesos físicos, y pueden incorporse después aromas, células o la pulpa procedente de las mismas variedades de frutas. Pierden gran parte o la totalidad de las vitaminas y minerales, así como la fibra natural.

Zumo de fruta deshidratado o en polvo

Para elaborarlo se elimina el agua de una o varias especias de fruta, obteniéndose un producto deshidratado en forma de polvo, que después se rehidrata añadiendo agua. Al igual que el concentrado, ha perdido las vitaminas, minerales y fibra, y también pueden tener menos color y aroma. Se pueden comercializar directamente en polvo para reconstituirlos por el consumidor.

zumo casero

Néctar de frutas

Realmente no es un zumo. Es una bebida producida a base de combinar agua con un concentrado de frutas y azúcares o edulcorantes. Es más calórico, diluido y carecer de los nutrientes esenciales de la fruta natural. Suelen incorporar otros aditivos alimentarios para dar aroma o para su conservación.

Bebidas con zumo

Aunque puedan encontrarse junto a los anteriores, casi entrarían más en la categoría de refrescos. Son bebidas que normalmente combinan varias frutas en porcentaje de zumo muy bajo, conteniendo mayoritariamente agua, colorantes, aromas y edulcorantes.

Bebidas de zumo con leche

Tampoco pueden denominarse zumos ya que el contenido de zumo de frutas suele ser muy bajo, a partir de concentrados. Se combina con leche y agua en una proporción variable, y generalmente también incluyen aromas y colorantes. Suelen añadirse vitaminas porque se ha perdido la que contenían las frutas.

Las ventajas del zumo casero natural

zumo casero

Este mareo de nombres, etiquetas e ingredientes desaparece por completo cuando preparamos nuestro propio zumo casero natural. Solo así podemos estar totalmente seguros de los ingredientes que contienen, escogiendo nosotros la variedad de frutas y verduras que prefiramos

El único zumo de naranja recién exprimido será el que obtengamos nosotros con nuestro exprimidor, conservando el máximo sabor además de todas las vitaminas y la cantidad de pulpa que nos guste. Y con nuestra licuadora por centrifugado o por presión podemos obtener fácilmente el zumo 100% natural de todas las frutas y verduras que queramos.

zumo casero

Estas son todas las ventajas que tiene un zumo casero y que lo diferencian de cualquier versión comercial:

  • Los zumos recién exprimidos conservan todas las vitaminas y minerales de las frutas y verduras, todos los antioxidantes y su agua natural.
  • Además también conservan el aroma y el sabor auténtico de los productos, sin necesidad de tener que añadir endulzantes o aromas; cada zumo sabe a lo que tiene que saber.
  • Al escoger nosotros los ingredientes podemos asegurarnos de que nuestro zumo está preparado con productos de primera calidad, de temporada, en su punto exacto de maduración. Un buen zumo empieza con una buena fruta.
  • Las frutas y verduras de estación contienen más sabor y el máximo de nutrientes, y respetando el calendario podemos aprovechar mejor sus propiedades.
  • Disponer de una licuadora nos anima a probar sabores nuevos, sobre todo con niños, que así pueden familiarizarse y descubrir recetas diferentes que enriquecerán su dieta.
  • Gracias a la tecnología FiberBoost de las licuadoras Avance Collection de Philips puedes ajustar la textura de los zumos al gusto. Así es posible disfrutar de un zumo más claro, ligero y suave o uno más cremoso y nutritivo, con hasta un 50% más de fibra.
  • Los zumos caseros son mucho más económicos que los comerciales comprados, ya que sale mucho más barato comprar fruta y verdura entera a granel y prepararla poco a poco.
  • Gracias a la tecnología avanzada de las licuadoras actuales es muy fácil y rápido preparar cualquier zumo. Con un gran orificio de entrada y la máxima capacidad de extracción no es necesario cortar o pelar la mayoría de frutas.
zumo casero

Si nos paramos a leer la letra pequeña de todas esas bebidas que nos quieren presentar como “zumos” (aunque muchas sin usar esa denominación), nos podemos llevar más de una sorpresa. Por eso la mejor opción es siempre el zumo casero preparado con nuestra licuadora, sin etiquetas ni ingredientes raros: el zumo más auténtico y natural.

En Mi Mundo Philips | Trucos para limpiar la licuadora

En Mi Mundo Philips | Cómo aprovechar la piel de los cítricos de tus zumos y licuados

Deja tu comentario

Al dejar tu comentario aceptas las políticas de uso y de privacidad de Disqus.