Mamá, ¡quiero cepillarme los dientes!: así de divertido es el cepillo Sonicare for Kids conectado de Philips

, 11 de mayo de 2016

sonicare (1)

Tenemos una nueva mascota en la familia. Le gusta tener los dientes limpios, nos ofrece consejos de limpieza bucal y ha hecho que mi hijo mayor esté deseando lavarse los dientes. Sonicare for Kids conectado es un cepillo de dientes sónico para niños que utiliza las nuevas tecnologías para que el cepillado sea un momento divertido y además consigue que los niños sean meticulosos con la limpieza bucal, llegando a todas las zonas de la boca. A continuación os explicamos cómo funciona y analizamos la experiencia de uso, porque es un producto que está muy bien diseñado, con muchos puntos a su favor.

Cómo funciona Sonicare for Kids conectado

En primer lugar, hay que recargarlo por completo. Lo bueno es que una vez cargado tiene autonomía para unos cuantos cepillados, después se coloca la carcasa y podemos personalizar nuestro cepillo de dientes con nuestra pegatina favorita de las 8 que trae el cepillo Sonicare for Kids conectado. Además vienen otras cuantas pegatinas adicionales para jugar con la que se ha convertido en nuestra nueva mascota, ese monstruo peludo de sonrisa perfecta.

sonicare (17)

Nos costó decidir la pegatina elegida, pero acabamos poniendo la morada.

sonicare (16)

No sé como son vuestros hijos a la hora de lavarse los dientes, pero los míos son más bien perezosos. En 10-20 segundos ya tienen el cepillo manual fuera de la boca, porque dicen que pica la pasta de dientes (es una especial para niños, con sabor a fresa, imposible que pique), y siempre me queda la duda de que con el cepillo hayan accedido a todas las muelas y dientes.

Pero gracias al nuevo cepillo Sonicare y a la aplicación para dispositivos móviles, ésto ha cambiado. Para empezar, los niños están deseando lavarse los dientes porque es muy divertido, entretenido y pueden jugar con su mascota. Hasta parece que la misma pasta de dientes de siempre ha dejado de picar.

sonicare (14)

Necesitas descargar la aplicación en tu móvil o tablet, tener activado el bluetooth, y al encender el cepillo se conectará automáticamente al bluetooth. Abres un perfil (puedes poner a varios de tus hijos con sus respectivas fotos), pones un nombre a la mascota, y ya puedes empezar a jugar, perdón a lavarte los dientes. Hay dos modos de cepillado, el modo bajo, que dura un minuto, y el modo alto, que dura dos.

sonicare (5)

Hemos empezado con el bajo para que el niño se vaya acostumbrando. Con señales sonoras el cepillo va indicando cuándo cambiar de zona el cepillo (arriba, abajo, por dentro y por fuera). Mientras se cepilla los dientes, en la pantalla vamos viendo cómo la suciedad va desapareciendo y qué diente es el que toca lavar en cada momento. Una manera muy visual de indicarles cómo deben cepillar su boca por completo.

sonicare (4)

Y cuando termina el cepillado, ¡tenemos recompensa! Nuestra mascota recibe un regalo, y al igual que ocurre con otros juegos para el móvil como Pou, podemos cambiarle de color, darle de comer, añadirle accesorios como gafas u orejas, o cambiar el fondo de la pantalla. La mascota también ronronea, ríe, canta, agradece tus caricias y que interactúes con él. Además ofrece consejos de limpieza bucal y te indica cuál es la mejor manera de lavarte los dientes.

sonicare mascota

Además, la aplicación va llevando un calendario de días que hemos lavado los dientes, si lo hemos hecho por la mañana y por la noche, nos puede dar avisos para recordarnos que toca usar el aparato, y según vas limpiando más días tu boca y aprendiendo las lecciones de la mascota sobre limpieza dental, vas desbloqueando juegos y más opciones de la aplicación.

En cuanto a la opinión de mi hijo sobre el cepillo Sonicare for Kids conectado (5 años y medio) os transcribo literalmente lo que me ha dicho: “me gusta mucho el cepillo, es muy fácil de usar“. Ya veis que lo pueden manejar fácilmente con sus pequeñas manos.

sonicare (11)

Philips siempre ha estado muy implicado en la limpieza dental de los niños, debemos tener en cuenta que 1 de cada 3 niños tendrán caries en sus dientes de leche, y para ayudar a concienciar a los niños de primaria sobre la salud dental colabora con la Fundación SEPA en Happy Smiles, una campaña que usa la tecnología interactiva y el inglés para que los niños de los colegios madrileños participen en talleres pedagógicos de carácter lúdico. Lavarse los dientes puede ser una experiencia muy divertida.

En Mi Mundo Philips | No lo hagas tú por ellos: razones para fomentar la autonomía de tu hijo

Deja tu comentario

Al dejar tu comentario aceptas las políticas de uso y de privacidad de Disqus.