Temporada de frutas y verduras: organizamos tu lista de la compra

, 15 de abril de 2016

melocotones

Consumir cinco piezas de fruta y verdura al día es recomendable todo el año, pero acabamos de estrenar una estación, la primavera, en la que parece que todavía nos apetece más llenarnos de vitaminas y abastecernos con productos frescos, que además están en su mejor momento.

Conocer los alimentos de temporada nos ayuda a aprovechar todavía más todas sus propiedades, además de ser un ahorro para nuestro bolsillo, ya que suelen resultar más económicos.

Toma nota y empieza a surtir de color tus platos:

En la lista de la compra

Empiezan a subir un poco las temperaturas y si nos guiamos por lo que nos pide el cuerpo seguro que escogemos lo más acertado. ¿Ganas de pasar página después del invierno? Las verduras de hoja verde son perfectas para consumir crudas, en ensalada, y tienen un alto contenido en clorofila que contribuye a limpiar el estómago.

hojasverdes

Es tiempo de espinacas, lechugas, berros, canónigos, rúcula, acelgas, escarola… un festival de verdes ricos en antioxidantes que aportan, entre otras vitaminas, una buena dosis de vitamina K, imprescindible en la coagulación de la sangre, un mecanismo de defensa de nuestro organismo.

Siguiendo con el mismo color y aportando también agua a nuestra dieta, es temporada de calabacines, espárragos, guisantes, judías, puerros, pimientos verdes, apio y alcachofas. Cambiando a otros más cálidos empiezan a asomar tomates y zanahorias de los buenos, que contribuyen con su dosis de betacarotenos a estimular la producción de melanina y embellecer el tono de nuestra piel de cara al verano.

Las frutas de primavera también se caracterizan por ser abundantes en estos pigmentos, para encontrarlas solo tenemos que guiarnos por sus colores amarillos, rojos o anaranjados, como el que lucen melocotones, albaricoques, fresones y fresas, pomelos, naranjas, manzanas reina, cerezas, ciruelas y nísperos.

Al igual que los vegetales encontraremos en estas frutas fibra para saciarnos y regular el tránsito intestinal, así como Vitaminas A, C y E para reforzar nuestro sistema inmunológico y producir más colágeno, necesario para mantener la elasticidad de la piel y evitar el envejecimiento prematuro.

Al llegar a casa

fresasEs importante tener en cuenta qué es conveniente guardar en la nevera y qué no, para no adulterar el sabor o las propiedades de los alimentos por una mala conservación.

Los tomates y las fresas no son buenos amigos del frío y el resto de frutas y verduras debemos asegurarnos que las almacenamos a la temperatura adecuada, en el departamento más bajo del frigo, previsto para tal fin.

En este cajón es mejor separar cada cosa, ya que no todos los procesos de maduración son iguales (van de 2 a 8 días aprox.) y un alimento puede contaminar al resto. Los tuppers forrados de papel de cocina van muy bien para clasificar, así como las bolsas de plástico, que podemos reciclar de la compra si les hacemos unos pequeños agujeros.

Para las piezas ya cortadas, lo más adecuado es envolverlas con papel film, aunque también hay creaciones tan originales como los Food Huggers con las que proteger las partes cortadas de frutas y verduras.

Volviendo al exterior de la nevera, unas cestas de mimbre con tapa son una opción de lo más decorativa para guardar cítricos, patatas o cebollas, sin que la luz las estropee.

Cocina sana y creativa

Pesto

Con toda la variedad de frutas y verduras que nos regala la primavera podemos preparar platos ricos y muy saludables, además el cambio de clima favorece que podamos comerlas crudas o cocinadas con técnicas muy ligeras, al vapor, en salteados, a la plancha o disfrutándolas en forma de delicioso smoothie.

Aquí tienes algunos ejemplos de recetas que seguro que te sirven de inspiración:

¿A qué dan ganas de probarlas todas?

Fotos | tippi t | eren {sea+prairie} | Katrin Morenz

Deja tu comentario

Al dejar tu comentario aceptas las políticas de uso y de privacidad de Disqus.