Tiempo de calidad con los hijos: qué es y cómo conseguirlo

, 10 de octubre de 2018

tiempo de calidad

Se habla mucho del tiempo de calidad con los hijos. La rutina diaria para cumplir todas nuestras obligaciones, los trabajos cada vez más absorbentes, los horarios infernales que tenemos en nuestro país, nos hacen poder disfrutar de muy poco tiempo libre con nuestros hijos, y cuando estamos con ellos, estamos demasiado cansados para pasarlo bien. Como forma compensar el poco tiempo que pasamos en familia, surgió el concepto de tiempo de calidad.

¿Qué es tiempo de calidad?

En lugar de frustrarnos y agobiarnos porque pasamos poco tiempo con nuestros hijos, hagamos del tiempo que estamos con ellos algo mágico y de lo que disfrutemos ambos, aunque sea escaso. Así crearemos recuerdos bonitos en familia para toda la vida, en lugar de momentos de tensión y prisas en los que damos prioridad a las tareas de la casa, al trabajo o a otras distracciones.

tiempo de calidad

No hay que tratar de compensar nuestra ausencia comprando cosas, ellos necesitan más cariño, amor, que alguien les hable y les escuche, y que juegue con ellos, más que cosas materiales. También hay que evitar la crianza “distraída”, cuando estamos más pendientes del móvil o de la tele de lo que le está pasando a nuestro hijo. Ellos se dan cuenta si les escuchas o si estás pendiente de otras cosas, y cuando crezcan, imitarán tu ejemplo con la tecnología si ésta absorbe el tiempo que pasas junto a ellos.

Trucos para conseguir tiempo de calidad con tus hijos

Debemos recuperar el tiempo de juego con los bebés y los niños. Tampoco hace falta que sea todo dirigido, la libertad de hacer lo que nos apetezca, aunque sea estar tirados en el sofá haciéndonos cosquillas o mimos, también fomenta la unión entre padres e hijos.  Estas actividades pueden ayudarte a crear tiempo de calidad y conseguir recuerdos imborrables del tiempo con ellos.

tiempo de calidad
  • Deja que elijan ellos el juego. No importan las reglas, es mejor que ellos utilicen su imaginación, y así desarrollan su personalidad, su creatividad y puedes conocer más cosas de ellos y de sus gustos e intereses.
  • Lee libros con ellos todos los días. La lectura es una actividad que les encanta, muy relajante e ideal para practicar antes de dormir. Puedes empezar desde los pocos meses de vida, a los bebés les gusta escuchar la voz de sus padres. Y resulta mucho más interesante que ver la tele o consultar el móvil.
  • Establece un tiempo especial para él. Aunque sean solo 10 o 15 minutos, y que él elija la actividad. Así le demuestras lo mucho que te importa y que estás plenamente concentrado en él.
  • Un tiempo con el padre, un tiempo con la madre, un tiempo con cada hijo. Es importante el tiempo en familia, pero también que se establezcan lazos con todos los miembros de la familia, y que los hermanos también tengan su tiempo exclusivo.
  • Crea rituales. Si son muy pequeños, probablemente olviden todo esto, pero si has creado rituales, como el momento de acostarse, la hora del baño, el día de jugar a las construcciones, el rato de lectura, le quedará el recuerdo de los buenos momentos.
  • Mantén la calma. El cansancio de los quehaceres diarios y el peso de las obligaciones puede hacernos perder los nervios con los niños. Ten paciencia, habla con ellos, y sé firme con los límites sin caer en los gritos, los reproches o los castigos.  Así la relación será de confianza y tanto padres como hijos disfrutaréis más del tiempo juntos.

Nuestros hijos se merecen que el tiempo que estemos con ellos sea importante. Crecen muy rápido y pronto dejarán de ser bebés y niños, así que creemos buenos recuerdos para toda la vida con tiempo de calidad aunque no podamos estar con ellos todo lo que queramos.

Fotos | iStock AntonioGuillemsantypanLSOphoto

En Mi Mundo Philips | Cómo crear rutinas durante las vacaciones de los niños para hacerlas más llevaderas

Deja tu comentario

Al dejar tu comentario aceptas las políticas de uso y de privacidad de Disqus.