Trucos para aprovechar el bicarbonato en el hogar más allá de la cocina

, 4 de abril de 2016

 

Bicarbonato

El bicarbonato sódico es uno de esos ingredientes que todos tenemos en la despensa. Es un producto básico en la cocina que ya usaban nuestras abuelas, que hoy en día se utiliza sobre todo para hornear recetas de repostería. Pero, ¿sabías que tiene muchas más utilidades prácticas? No te pierdas estos sencillos trucos para aprovechar el bicarbonato más alla de la cocina.

1. Bicarbonato para dejar impoluta la cocina

Su utilidad en la cocina va mucho más allá del mero ingrediente, el bicarbonato también es muy útil para dejar todas las superficies y utensilios como los chorros del oro. Es ideal para limpiar el horno sin necesidad de utilizar productos abrasivos, simplemente espolvorea bicarbonato por el interior, añade agua con un pulverizador para humedecer y deja reposar toda la noche. Al día siguiente enjuaga bien con una esponja: verás cómo la suciedad se retira sin esfuerzo.

Las manchas y restos de comida más persistentes de ollas, cazuelas y sartenes se pueden limpiar con facilidad si las dejas en remojo en una mezcla de agua caliente, detergente y bicarbonato. Pasadas unas horas, enjuaga, añade un poco más de bicarbonato en seco y limpia con una esponja. Es perfecto para superficies más delicadas y así evitar ralladuras.

2. Bicarbonato contra los malos olores

bicarbonato

El bicarbonato también es un excelente desodorizante natural. Puedes usarlo para limpiar la nevera o el congelador cuando han quedado rastros de alguna comida con olores fuertes, por ejemplo el típico queso, y también es una buena idea añadir un poco en el fondo del cubo de la basura antes de colocar las bolsas, para evitar malos olores. Si tienes un gato, puedes hacer lo mismo en su caja de arena.

Del mismo modo es ideal para neutralizar olores en la ropa y, especialmente, en las zapatillas de deporte. Añade un poco de bicarbonato a las deportivas después de utilizarlas, repartiéndolas bien por dentro, sólo tienes que recordar vaciarlas antes de volver a usarlas. Además, si colocas una pequeña caja o recipiente con bicarbonato dentro de los armarios, la ropa se conservará mucho más fresca.

3. También para el cuidado personal

¿Sabías que también puede ser un producto de belleza y cuidado personal? De hecho, es un ingrediente fundamental en muchos productos de baño. Por ejemplo, para preparar tus pies para la temporada de sandalias, hazte un pequeño spa casero mezclando un recipiente de agua tibia con tres cucharadas de bicarbonato y unas gotas de esencia de flores. Verás cómo los tienes mucho más suaves.

Otra buena idea es mezclar un poco de bicarbonato con el jabón de manos para eliminar más fácilmente los olores fuertes que a veces se nos quedan después de cocinar con ciertos alimentos. Y si quieres tener un cabello mucho más fresco y limpio, lava los cepillos y peines dejándolos a remojo en una mezcla de agua caliente con bicarbonato.

¿Conocías estos trucos para aprovechar todas las propiedades del bicarbonato sódico más allá de la cocina? Anímate a probar estas ideas en casa y descubrirás por qué siempre ha sido un producto indispensable en nuestra despensa.

Fotos | iStock.com/JPC-PROD, aqua.mech

En Mi Mundo Philips | Errores al poner la lavadora que te complican a la hora de planchar

En Mi Mundo Philips | Cómo limpiar la nevera de casa: trucos y consejos para que no te pueda la pereza

Deja tu comentario

Al dejar tu comentario aceptas las políticas de uso y de privacidad de Disqus.